Saltar al contenido
ENFERMEDADESENPERROS.COM

Hepatitis Vírica en Perros o Infecciosa canina por Adenovirus Canino Aguda y Crónica: Síntomas y Causas de la enfermedad hepática del cachorro por Infección Vírica

hepatitis en perros

El Hígado del perro es el órgano más grande de su cuerpo. Supone casi el 3,5% de la masa corporal en un perro adulto. Por lo tanto las Enfermedades Hepáticas o Hepatopatías en perros son un grupo de enfermedades que debes tener en cuenta. Entre las distintas enfermedades hepáticas la Hepatitis en Perros, es posiblemente la más importante. Ya que la repercusión sobre la vida normal de tu perro puede ser muy importante.

¿Para qué sirve el Hígado?: Funciones del Hígado del Perro

El Hígado regula la producción de la mayoría de sustancias químicas que hay en la sangre. A parte de producir una sustancia propia, La Bilis. La cual ayuda a eliminar los deshechos que el propio hígado produce. A la vez que más tarde en el intestino permite la saponificación de las grasas. Reacción química previa, para que la grasa de los alimentos pueda ser absorbida.

Conocer las funciones del Hígado, nos ayudara a entender mejor los síntomas que presentara nuestro perro. Cuando se vea afectado por alguna enfermedad hepática. Que altere la correcta funcionalidad de este importante órgano:

Entre las más de 500 funciones distintas que tiene el hígado destacaremos:

  • Producción de Bilis, para eliminar deshechos metabólicos y descomponer grasas en el intestino delgado
  • Producción de ciertas proteínas para el plasma sanguíneo
  • Convierte el exceso de glucosa en sangre en Glucógeno (forma de almacenar la glucosa para su posterior utilización)
  • Producción de Colesterol y proteínas especiales para el transporte de las grasas a todo el organismo.
  • Regulación de los niveles de aminoácidos  (ladrillos con los que se construyen las proteínas) en sangre
  • Almacenamiento del Hierro, que posteriormente formará parte de la Hemoglobina
  • Convierte el amoniaco tóxico que hay en sangre en urea, que luego se eliminara por la orina
  • Depuración de los fármacos y otras sustancias tóxicas que puedan haber en la sangre

¿Cómo funciona el Hígado del perro?

El hígado es una gran suma de unidades funcionales, conocidas como lobulillos hepáticos. Dónde se encuentran los hepatocitos, células que realizan las principales funciones hepáticas.  Para que lo entiendas si el hígado fuese la fruta de la granada, cada uno de los pequeños granos de esta fruta sería un lobulillo. Y dentro de los lobulillos estarían las células hepáticas o hepatocitos.

A cada lobulillo llega sangre de la arteria hepática (con sangre que viene del corazón) y de la vena porta (sangre que viene con los alimentos del intestino). Y tras realizar unos procesos metabólicos  complejos de los lobulillos salen:

  • Los capilares que formarán la vena hepática (rica en nutrientes aptos para ser utilizados por todas las células del organismo del perro)
  • Y los conductos biliares llamados canalículos que formaran el conducto hepático el cual junto con el conducto que llega desde la vesícula biliar  forman el conducto por el cual se descarga la bilis en el duodeno.

El motivo de describirte este funcionamiento es ayudarte a entender, que en el hígado vamos a ver. Desde enfermedades que solo afectan a los hepatocitos, o bien a los conductos biliares, o a los vasos de salida con los nutrientes para el resto del organismo etc.


Enfermedades del Parénquima Hepático

Cuando utilizamos el término Parénquima Hepático, nos referimos básicamente a las células que forman mayoritariamente el hígado. Es decir hablamos de enfermedades de los hepatocitos.

La mayoría de estas alteraciones cursan inicialmente como una inflamación del hígado. De ahí que genéricamente se denomine Hepatitis a las enfermedades hepáticas. En este post, solo te vamos a comentar las principales enfermedades que van a afectar al Parénquima del Hígado (es decir a la “carne” del hígado) y cual es la hepatitis más peligrosa.


Hepatitis Vírica o Infecciosa en Perros Causas

La Hepatitis vírica canina o Enfermedad de Rubarth, es una hepatitis provocada por el virus Adenovirus Canino tipo 1. Virus que se transmite desde el animal enfermo al sano. A través de la orina, saliva y las heces. Por cierto este virus no tiene nada que ver con los virus de la hepatitis como el tipo A, responsables de las hepatitis en humanos.

Se trata de un virus muy resistente en el medio ambiente y que puede causar la muerte de nuestro perro en pocos días tras la infección. La mayor gravedad de este proceso se da en cachorros,


Síntomas de Hepatitis Vírica por Adenovirus Canino

Los síntomas de la hepatitis vírica, varían en función de la forma de la enfermedad que se presente.

Forma Hiperaguda de la Hepatitis Vírica

Se da en cachorros muy jóvenes, solo da tiempo a que el animal manifieste un fuerte dolor abdominal, ya que muere en pocas horas. Afortunadamente como hoy en día la mayoría de cachorros nacen de madres vacunadas, es una enfermedad de rara aparición.

Forma Aguda o Clásica de la Hepatitis Vírica

Suelen dar pocos síntomas claros, entre ellos la Letargia, fiebre alta e inflamación de las amígdalas (amigdalitis). La evolución es rápida hacia cuadros con vómitos y diarrea junto a una pérdida importante de apetito.

Forma Leve de la Hepatitis Vírica

Se da en perros que manifiestan poca fiebre, algo de diarrea e inflamación de ganglios linfáticos.

Enfermedad del Ojo azul o Edema Corneal

Muchos perros con hepatitis vírica, suelen tener también asociado un edema en la cornea. A los 10 días tras la infección . Este edema hace que nuestro perro tenga ojos azules. Aunque debemos tener en cuenta que hay más de un perro gris con ojos azules como el Weimaraner.


¿Cómo se hace el Diagnóstico de la Hepatitis Vírica Canina?

Diagnóstico Clínico

Es el que realizará tu veterinario, observando los diversos síntomas clínicos de la hepatitis vírica canina. Aunque seguramente necesitará acompañarse de un diagnóstico laboratorial donde realizar pruebas más concretas.

Diagnóstico Laboratorial con Pruebas Complementarias

Consiste en realizar un análisis de la presencia del ADN del virus, a partir de muestras tomadas, bien directamente del hígado o bien de los ganglios linfáticos afectados.


Tratamiento de la Hepatitis Vírica en perros.

Contra los virus no existe un tratamiento curativo. Pero si :

Tratamiento Paliativo Antibiótico:

  • Basado en antibióticos para evitar posibles infecciones secundarias al virus.
  • Controlar los procesos asociados como diarreas etc.
  • Control de los posibles problemas de coagulación de la sangre
  • Antiinflamatorios para intentar rebajar la inflamación del hígado.
  • Reducir la dosis de algunos medicamentos administrados habitualmente a su perro. Ya que el hígado pierde parte de su capacidad depuradora.

Tratamiento Preventivo y Profiláctico de la hepatitis vírica de los perros

  • Lo mejor para evitar esta enfermedad es la vacunación preventiva.
  • Aislamiento de los animales afectados, evitando en todo momento el contacto con otros perros.
  • Así como una higiene de los sitios donde más tiempo pase tu perro.

¿Es posible la Prevención de la Hepatitis Vírica Canina?

Afortunadamente en el mercado existe una amplia gama de vacunas frente a esta grave enfermedad. Las más antiguas con la cepa CAV-1. Aunque desde aquí te recomendamos que vacunes a tu perro con vacunas que contengan la cepa CAV-2, ya que indirectamente también da una buena protección frente a la Traqueobronquitis Infecciosa Canina o Tos de las Perreras.

Además se ha demostrado que los perros vacunados con la cepa CAV-2 tienen una menor probabilidad de desarrollar el edema corneal o enfermedad del ojo azul.


Hepatitis Bacterianas en Perros

Las bacterias pueden ser también como los virus, agentes causales de una hepatitis que por lo general suele ser aguda. Las principales bacterias que producen este tipo de hepatitis son: Leptospira y Salmonella


Hepatitis Parasitarias en Perros

Se trata de hepatitis, provocadas por la acción mecánica de algún parásito. Los cuales se alimentan y destruyen los hepatocitos. Lo que conllevara una amplia gama de síntomas, empezando por los mas leves como un simple dolor abdominal. Hasta llegar a los cuadros más graves que implican una gran destrucción de hepatocitos y por lo tanto suelen acompañarse de Ictericia.

Estas hepatitis están pues relacionadas con enfermedades parasitarias como la Dirofilariosis y la Toxoplasmosis.


Hepatitis Tóxicas en Perros

Son debidas a la destrucción de un número importante de hepatocitos, debido a la acción de algunas sustancias tóxicas. Entre las cuales destacan sobre todo productos como:

  • Plomo
  • Arsénico
  • Tetracloruro de Carbono
  • Las Aflatoxinas

Estas Hepatitis tóxicas son las que con mayor probabilidad desembocan a posteriori en Cirrosis Hepáticas en Perros


Hepatitis Medicamentosas en Perros

Muchos medicamentos si bien son buenos para curar enfermedades en perros. Tienen el inconveniente de ser tóxicos para los hepatocitos. Lo cual conlleva a la generación de una hepatitis, que puede ser aguda en muchos casos. Algunos medicamentos que destacan por su elevada toxicidad para el hígado. Y que debes tener en cuenta, para no sobredosificar su dosis son:

  • Griseofulvina (muy empleada en los tratamientos de las fungosis cutáneas)
  • Ketoconazol (de uso en candidiasis cutáneas)
  • Halotano (anestésico muy utilizado en cirugía y operaciones veterinarias)
  • Fenobarbital (de uso normal en perros con convulsiones y epilepsia)

Hepatitis Crónica en Perros

Bajo este nombre se agrupan una serie de enfermedades hepáticas, que cursan con inflamación y necrosis. Pero de las cuales además no se suele conocer al causa de la enfermedad en sí. Por lo general las hepatitis crónicas evolucionan a cirrosis. Estás hepatitis suelen tener en común que se produce un acumulo de Cobre en el interior de los hepatocitos.

Estas hepatitis suelen denominarse, como la raza de perros, en las que más aparecen. Así tenemos:

Hepatitis Crónica Bedlington Terrier

En este caso el acumulo de Cobre en el interior de los hepatocitos, se debe a una deficiente eliminación vía biliar de los excesos de Cobre. La evolución a cirrosis suele ser habitual. Suele presentarse este tipo de hepatitis en forma de cuadros agudos.

epatitis

Además de lo anterior, esta hepatitis se suele acompañar de una anemia hemolítica (anemia por rotura de hematíes), debido a la toxicidad del cobre.

Por lo tanto la presencia de hemoglobina en orina (hemoglobinuria) es frecuente. Así como una ictericia generalizada del animal.

Hepatitis Crónica West Highland White Terrier

Suele cursar con cuadros más asintomáticos que la anterior.

Hepatitis Crónica en Dobermann

Afecta más a hembras de cualquier edad de esta raza de perros

Hepatitis Crónica Cocker

Se trata de un tipo de hepatitis muy severo que afecta a machos adultos jóvenes.


Hígado Graso en Perros

Se trata de un tipo de hepatitis crónica, asociada a la ingesta masiva y continuada de grasas en la dieta de tu perro. El problema de esta afección se dará sobre todo a corto y medio plazo, cuando por el exceso de lípidos los hepatocitos sufren una esteatosis (acumulo de grasa que les lleva a la pérdida de su funcionalidad)

El origen de esta afección se debe generalmente a la obesidad en perros y a otros procesos como la Diabetes, Pancreatitis etc.


¡¡ Gracias por informarte con nosotros !!